sábado, 31 de octubre de 2009

Dudas


Si el payaso busca la sonrisa del niño,
Y el artista los aplausos del público,
¿Qué busca un bloggero?


Aileon

viernes, 30 de octubre de 2009

ESO, aquello, lo otro, y yo echando humo...





Los hombres son así.
Pegan frenazos de testosterona
y babean ante hembras que quitan el sentido.
(Nunca lo devuelven)




¿Qué pasa con el resto de las mortales?
También tenemos derecho a pisar la cebra,
y no esperar a que vengan las jirafas a salvarnos la vida…
.............................................

Y cambiando de tema, pero sin dejarlo, como a la inversa, y como una que yo me sé, diré que el otro día tuve un sueño tan…tan…, como decirlo…tan…tan…ESO,… que me desperté y lo único que me apetecía era fumarme un cigarro. Y eso que no fumo.

Como se nota…
…bueno más que notarse, se siente.
Buen fin de semana,
Cuídense.

Aileon

jueves, 29 de octubre de 2009

Popurri


Para empezar os dejo esta canción.
Yo sé que nunca estaré sola.
Y si lo estoy ...
Siempre me quedará mi sombra.
Los días nublados los obviamos ¿no?





Haciendo gala de mi parecido físico con este maravilloso anfibio he comprado estas dos encantadoras ranas para no resbalarnos en la bañera. Recordad que soy rara, no rana.




El enorme mapamundi que me regalaron
y que adorna una de las paredes de mi habitación.


Dicen que nos parecemos.
Pero mi hermana es la única que lleva tatuajes
en los tobillos y muñecas.


Mis nuevas botas.
Aunque parezca mentira,
la visión óptica falla y mucho.
Tengo un 36.
El caballo lo tengo en la puerta.





Nota:
Todas las imágenes están hechas por mí,
incluso la del mapamundi,
a pesar de no llevar mi firma.
Aileon

martes, 27 de octubre de 2009

El Adidas...



A veces siento como si durmiera abrazada
al mismísimo jugador.
Y yo encantadísima.
Claro, que él duerme con su niña
pero espero que no sea la del exorcista…

Aunque a veces, no sé yo.
Cierto parecido tengo cuando me entra la mala leche.

Pero vamos a dejarlo ahí,
no sea que vaya a salir perdiendo, jeje.


Aileon

domingo, 25 de octubre de 2009

Incubando





Creo que la lluvia del otro día me ha pasado factura. Llegué toda mojada, con escalofríos y con ganas de comer algo calentito. Algo raro en mí, pero tan cierto como que mi nombre tiene seis letras.
Estoy con dolor de cabeza, malestar, y dolor al tragar. No sé, puede que esté incubando mi primer resfriado de la temporada. Puede. O también puede que el tiempo, y los hechos me hagan estar así. También puede ser. Y es que no siempre aparece la lluvia cuando más la necesitas. No sé, a lo mejor quiere dejarme el protagonismo sólo a mí. Podría ser. Y es que incubar algo es lo peor que puedes sentir porque sabes que luego vendrá lo peor. Es una espera inútil, absurda y tremendamente jodida. Entonces es cuando te das cuenta que no vales para nada, que ni rayos de luz, ni siquiera de oscuridad. Es cuando verdaderamente te das cuenta que lo mejor es darte por vencida. No merece la pena luchar por algo que ocurrirá de todos modos. Algo imparable. ¿Para qué? Es tu cuerpo, tu mente. Asunto resuelto. Nada que hacer.

Lo peor de todo es que precisamente no estoy hablando del resfriado…



Aileon

viernes, 23 de octubre de 2009

Vuela alto...






Si alguien te intenta cortar las alas,
En lugar de ayudarte a volar,
Échalo de tu vida.
No merece la pena.
Gusanos hay muchos.
Mariposas muy pocas.

Deja que te vea volar…



¿En qué lugar te gustaría estar en estos precisos momentos?

Yo, aquí y ahora…





Nota:
Si tuviera que bailar una canción lenta, sin duda alguna ésta estaría entre las primeras. Esta canción me enamora una y otra vez. Es como si la escuchara retumbando en esas cuatro paredes, a media luz, entre susurros, caricias y tiernas miradas.

Buen fin de semana,
Cuídense.
Aileon

miércoles, 21 de octubre de 2009

Esas zonas frías no me gustan...



Últimamente veo este programa. No me pierdo ni uno, no me preguntéis el porqué, pero es así, aunque me deje escalofríos en el cuerpo. Creo que no se trata de creer o no, simplemente de sentir. Por desconocimiento y porque me da mucho ‘yuyu’ estos temas me merecen todo el respeto del mundo.




Aunque claro, pensándolo bien el equipo llega, graba, comprueba, demuestra, da validez a las historias que se cuentan y se va satisfecho con su trabajo. Como despedida le dice al hombre del faro ‘no te preocupes, el faro está embrujado, pero no hay que tener miedo’.

Ya claro, a ver quién es el chulo que entra ahí solo a medianoche…



Cada cual en su mundo ¿no? ¿Para qué demostrar que habitan entre nosotros?


Aileon

domingo, 18 de octubre de 2009

No, no es lo mismo...


..................
..........
.....



Hay momentos que uno habla en silencio, y otros que grita sin voz. Lo terriblemente lamentable es que te ocurra cuando otras personas compartan tu mismo espacio de tiempo. Porque ya lo dicen, no es lo mismo oír que escuchar. Pensamiento sabio donde lo haya. Pero no, a estas alturas de la película, de mi película, ya no es lo mismo. Pero tampoco le doy importancia, sólo la justa y necesaria. Todo es cuestión de prioridades y de personas. Sí, ahí está el truco –esta vez sin magia-. En las personas. Y es que si algo me da rabia es darme cuenta de cosas que sólo mi intuición conocía. ¡Qué sabia, la muy jodida! Porque una cosa es mirar y otra muy distinta ver. Con ojos abiertos o cerrados, eso es lo de menos. Al fin y al cabo, hay cosas que se ven mejor con los ojos cerrados, que no es lo mismo que tener los ojos vendados. Y es cuando te das cuenta que no es lo mismo oler que percibir. No, no es lo mismo, aunque todo esté relacionado. Así es la vida. Al igual que comerte el mundo. Claro, no es lo mismo comer que saborear la vida. O eso se rumorea. Si algo está claro es que de la nada nace el todo, y en el todo permanecemos. Fácil pensamiento, difícil solución. Pero entre tú y yo -con sinceridad- no es lo mismo tocar que acariciar. ¿Verdad? Son dos cosas muy distintas. ¿La razón? Está en las personas.

El truco está en llegar al clímax de los sentidos, de mis sentidos, y ahí es donde entras tú, en el sentido de mi vida.


Aileon

viernes, 16 de octubre de 2009

¿Ya?

.................
El lunes este blog cumple dos años.






Por cierto, vuelvo a mi pelo moreno…

Buen fin de semana,
Cuídense


Aileon

miércoles, 14 de octubre de 2009

Es el puto defecto...




Tengo muchos defectos, pero sobre todo tengo uno que me concome por dentro. Luchar contra él parece posible, aunque es imposible. Ya saben lo que dicen. No siempre Ser y Parecer son lo mismo. Sólo comparten el tipo de verbo.

Muchos años de labios sellados y de palabras al aire. Quizá la juventud, o quizá para alimentar mi pluma. Quizá…Tampoco quiero averiguar más allá. Quizá eso sea una virtud. Ya no lo sé.





Todo lo que me he llegado a callar, ahora lo suelto. Para eso tengo labios y palabras. No tengo horchata en las venas, y eso hace que la sangre me hierva constantemente. Siento y padezco. Me quejo y lucho cuando sé que tengo razón. A veces, no. Entonces es cuando me callo.

Si discuto con alguien, me arrepiento segundos más tarde. Me cuesta reconocer mi culpa. Es el puto defecto. O yo. Ya no lo sé. Ambas cosas me pertenecen.

Y es que tengo que pedir tantas veces perdón que se me olvida que también tengo cosas buenas…

Nota:
He descubierto hace poco esta canción.
Me encanta. Gracias!!
Aileon

lunes, 12 de octubre de 2009

...como de la nada me atrapaste para siempre




Genial, inolvidable, insuperable...

Quería hacer una crónica de todo lo que ha dado de si mi estancia familiar en Salou este fin de semana, pero me limitaré a poner una foto que hice. Me llamó la atención. ¿Los motivos? Cada cual que saque sus propias conclusiones…






Para el nene:
Yo, también.
La pregunta formulara tú
Aileon

viernes, 9 de octubre de 2009

La única especie rara soy yo


...
Esta entrada puede hacer que cambien la percepción, ya sea buena o mala, que tienen algunos de ustedes de mí. Pero me arriesgaré. Así soy o así me he hecho. Sobre gustos no hay nada escrito. Para eso están los colores, y los distintos canales de televisión.


- ¿Otra vez estás viendo cosas de esas?
- Sí, ¿cuál es el problema?
- Mira que eres rara, a todas las chicas le gusta hacer cosas de chicas y demás, y a ti mirar documentales de tiburones, y bichos de esos raros.




Si algo he dicho por activa y por pasiva en este blog es que me gusta todo lo que tenga que ver con el mundo marino, todo lo que habite en aguas, ya sean pantanosas o cristalinas. Y es que me apasiona todo lo que vive bajo agua.

Pero sobre todo lo relacionado con tiburones, cocodrilos, pirañas y anacondas. Sí, lo reconozco, lo mejorcito, me gusta lo más dócil. Vamos, que los nemos ( que no memos) me atraen, pero no hasta cierto punto de ver todo tipo de documentales, reportajes, teorías, estudios que hablen y traten sobre esos odiados, para la mayoría, animales. Para mí, no lo son.


Para cualquier nadador, o para cualquier persona, la palabra tiburón es sinónimo de miedo. Normal, y mejor que sea así. Pero lo cierto es que mucho se ha dicho sobre este animal, pero muy poco de cierto. Poco. Se ha creado un mito acerca de este animal que nada tiene que ver con la realidad. Hay muchas especies de tiburones, y no todas tienen los mismos hábitos, alimentación y comportamiento. Y es que todo nadador debería conocer la zona en la que nada, si hay alguna especie que pueda poner en peligro su vida y, sobre todo y lo más importante, saber o tener un mínimo conocimiento de como actuar en el caso que se exponga a ello.

Los tiburones atacan por curiosidad, porque confunden a los nadadores, surfistas, con presas fáciles e indefensas (focas, tortugas, etç). En realidad son animales carroñeros que se alimentan de animales heridos, muertos o putrefactos. Muchas veces atacan y sueltan a la presa porque la carne humana no es lo que dicho animal espera para saciar su hambre.





Conociendo un poco más esta especie, y su hábitat se evitarían muchos ataques de tiburones a humanos. Comportamientos que todo nadador, buceador, o amante del mar debería saber ante la presencia de estos fantásticos animales, porque no hay que olvidar que ése es su hábitat, no el del humano. Fácil teoría que, la mayoría de las veces, se pone en práctica con terribles consecuencias.

Comportamientos que debería saber todo aquel que se sumerge con estos animales: no nadar cuando apenas hay visibilidad (sobre todo al atardecer), mantenerse siempre en el fondo sin movimiento (para los buceadores) y no permanecer a flote ante la presencia de estos animales, no estar cerca de ellos cuando se están alimentando, no llevar nada que brille porque los pueden confundir con determinados tipos de peces, si los tiburones estrechan el círculo y se acercan demasiado al humano, no hay que tentar a la suerte, hay que salir del agua lo más pronto posible y, sobre todo y lo más importante, no perderlos jamás de vista. Nunca hay que darle la espalda a un tiburón. A un tiburón blanco, menos. Ellos te observan por desconocimiento, por curiosidad, hasta que se cansan y se alejan en las profundidades…






Con esto no quiero decir que no sea un animal temido, porque lo es, porque desgraciadamente las cifras sobre los ataques de tiburón no mienten. Son animales tremendamente peligrosos aún adoptando las medidas pertinentes. Sólo que en muchísimas ocasiones esos ataques se podían haber evitado conociendo su hábitat y todo lo que ello conlleva, porque al fin y al cabo, estamos frente al depredador más respetado de los mares y océanos.


Otro día hablaré de las anacondas. El último documental que he visto me ha dejado sin aliento. Impresionante, y lo peor de todo es que es real como la vida misma. Sí, la anaconda gigante del Amazonas. Evitaré poner imágenes que puedan herir vuestra sensibilidad.

De víboras o de lenguas viperinas, mejor no hablo, porque tendría que poner nombres y apellidos… Y no está la cosa para dar nombres.


Aquí os dejo el enlace que escribí hace algún tiempo sobre surfistas. Está relacionado con los tiburones. Clica AQUÍ.


Sólo me queda decir: mucho gusto y encantada de haber intercambiado palabras y pensamientos con ustedes, lo digo por todo aquel que después de esto no quiera regresar más a este espacio. Lo entenderé, pero nunca cambiaré, jeje Supongo que llevo una bióloga marina en mi interior.


Nota:
Me voy mañana con mi familia a Salou. No regreso hasta el lunes.
Se me cuidan. El lunes paso lista (bueno los que me abandonaron después de esta entrada, pues no, claro jejeje)



Enya, y tiburones en un mismo espacio de tiempo. No está mal ¿no?

Aileon

miércoles, 7 de octubre de 2009

Estas modernidades...



- Noelia, mañana te vienes conmigo porque el chico me tiene que explicar como funciona todo eso, y mejor que estés tú que de eso entiendes más.
- ¿Yo? ¿Seguro papa? Pero si yo para las modernidades soy nula, pero sí, sí, ya iré y de paso lo veo.


Y es que mi padre está como un niño con zapatos nuevos, porque después de tantísimo tiempo, se ha comprado un coche nuevo, bueno coche no, cochazo. Dios, si eso es para subirse, dejarte llevar y no bajar nunca.

Así que hoy hemos ido al concesionario para que el chico nos explicara como funciona lo básico y todas las chorraditas que tiene el coche. A mi padre le gustó el maletero porque lo quería grande, y a mi
madre pues eso, las chorraditas que tiene que no son pocas.

Pues bien, una vez hemos llegado allí pues le ha dado los papeles correspondientes y el manual del coche y de GPS, bueno el tocho como manual para saber como funciona cada botón, que por todas partes hay chismes de esos que hacen alguna cosa. Que digo yo ¿para qué tanto? No sé, las modernidades y yo no nos llevamos muy bien.




La verdad es que el chico nos lo ha explicado muy bien, o yo es que estaba atenta de todo lo que decía, o es que a mí me ha dado por escucharlo atentamente. Que si el maletero, que si la seguridad, que si los botones del volante, que si los retrovisores, que si la calefacción individual, que si el techo se abre, que si este botón jamás lo toques (ya verás como se tocará jeje), que si en viajes largos te memoriza la velocidad, que si esto que si lo otro, que si… Y yo haciendo bromas a mi padre ante las sonrisas tímidas del chico.

- Noelia, ¿te vas con él?
- Ah, sí, sí… Yo voy donde haga falta.



Una hora más tarde, mi padre se ha ido en su coche y el chico y yo nos hemos subido en el nuevo, porque tenía que echarle gasolina y llevarlo al parking mientras mi padre nos esperaba allí. De paso yo experimentaba la primera sensación al subirme en ese coche. Suave, suave…

Mientras él conducía y me iba explicando cosas del coche (menudo dominio en el volante), hemos hablado un poco del pasado. Sí, resulta que a ese chico lo conozco y él me conoce a mí porque íbamos al mismo colegio. Y es que a mí no se me olvidan las caras. Él parece que tampoco.

Una vez hemos llegado al parking mi padre ya nos estaba esperando. El chico ha abierto lo del techo para que viera que el coche entraba sin problemas. Ya ves, lo ha aparcado sin hacer ruido, como si cada día entrara el coche ahí. A ver mi padre, que sé que le costará un poquillo al principio. El chico dice, mira ahora se activará la cámara…Ya ves, y mi padre haciendo gestos, ¡¡¡cómo si no lo estuviéramos viendo desde dentro del coche!!!
Luego mi padre ha acompañado al muchacho al concesionario.

El coche ya está en el parking. Joder, impresiona verlo ahí. Y es que yo lo veo enorme, claro que con mi estatura, pues cualquier cosa se ve grande.

Joder, si en el coche del nene ya no me veo, es más, cuando llegamos mis padres siempre le dicen: ¿Qué no ha venido la Noelia? Le tienes que comprar un cojín. ¡¡¡Qué graciosos que son!!! Pues imagina con éste…


Al llegar a casa,

- Papa, ¿te has enterado de todo lo que te ha dicho el chico?
- Sí, ya está todo en la mente.
- ¿Seguro?
- Que va, si eso se aprende con la marcha.



¡¡¡Yo sí que lo tengo en la mente!!! Así que nada, mañana vamos a probarlo mejor, y de paso con tranquilidad le volveré a decir a mi padre lo fundamental para que por lo menos los primeros días no vaya perdido, o para que mi madre no lo ponga nervioso. El nene, especialista en estas chorraditas y modernidades, ya le explicará el resto.

Este fin de semana (puente) iremos a Salou (una vez más, jeje), a un hotel que siempre hemos querido ir, pero ésta vez vamos toda la familia, ya que mis padres desde hace tiempo no tienen un fin de semana libre por la enfermedad de mi abuela. Así que será un motivo para estrenar el coche nuevo.

¡¡Menudo cachondeo!! Y mi sobrino que áun no lo sabe... A mí me hace muchísima ilusión ir con todos porque seguro que me reiré muchísimo y nos lo pasaremos genial. Yo a veces me pregunto ¿ya se lo han pensado bien mi cuñado y el nene en formar parte de esta familia?





El nuevo coche de mis padres tal cual a éste.

Nota:
Rara vez las canciones que pongo en cada entrada tiene relación con el tema que trato. Simplemente es la canción que escucho cuando escribo la entrada.

Aileon

domingo, 4 de octubre de 2009

Pienso, luego existo





Por primera vez en mucho tiempo quiero hacer algo pensando en mí. Aunque parezca mentira siempre he tenido en mente a los demás, pensando en que hacer o no, pero siempre pensando en cómo lo qué hacía podía afectar a los que me rodean. Y no me arrepiento, eso segurísimo. Pero una piensa y saca conclusiones, y aunque lo hacía gustosamente me he dado cuenta que yo también existo, que tengo derecho a hacer lo que me apetece en cada momento sin tener que sentirme culpable por ello. Y no tener que dar explicaciones o las justas. Simplemente dejar que las cosas fluyan...

Durante estos últimos años Internet me ha absorbido bastante y no me arrepiento porque he ganado mucho, y porque todo lo vivido en este tiempo, YA forma parte de mi vida. Pero si es verdad que he dejado de lado cosas que me hacían sentir realmente bien conmigo misma. Cosas que me hacían avanzar y alimentar mi yo interior, profesional y personalmente. No digo que Internet (incluyo el blog) no me dé esa satisfacción (porque escribir, compartir, leer, es lo que más me puede llegar a gustar) pero el tiempo pasa y es asqueroso o afortunadamente el que te hace ver las cosas de otra manera. Me veo y me siento ‘estancada’, como si hubiera desaprovechado este tiempo, que por otro lado sé que no. Complicado de entender. Lo sé. Sólo quiero compaginar ambas cosas, sin tener que dedicarle el mayor tiempo a esto. Y darle mayor importancia a lo otro.





Este verano, alejada de toda conexión, me he dado cuenta que aunque esté conectada a este mundo, también puedo dedicarme a lo que realmente me gusta. Con esto no quiero decir que cierre el blog, ni mucho menos, simplemente que voy aprovechar este tiempo que le dedico a esto y a otras cosas, a escribir, a leer de nuevo, a continuar mi pequeña novela, a iniciar otra que tengo en mente y, sobre todo y lo más importante para mí en estos momentos, a prepararme por si me quiero presentar a oposiciones.
Esto implica no actualizar a diario, como solía hacer antes, bueno ya os habréis dado cuenta y porque apenas os visito, pero si iré actualizando para mantener vivo este espacio que tanto me ha aportado. Y para estar presente en los vuestros, que como siempre digo, es un placer haberos encontrado, o que me hayáis encontrado. Un placer de los buenos.




Mentalmente me veo y me siento activa, y tengo que aprovechar esos momentos de lucidez para mi propio beneficio. Para terminar lo que en su día empecé y para emprender nuevos proyectos que me hagan sentir viva, más viva ...si cabe.

Sólo eso.

Nos leemos.
Cuídense,



El día que deje de volar
o se me sequen las alas,
Ese día mi VIDA habrá muerto
para siempre.

Aileon