sábado, 28 de noviembre de 2009

El principio del fin



Es lo peor que nos podía pasar. Es como volver a empezar, pero peor. Ahora que todo empezaba a funcionar, a seguir una ruta marcada que nos llevaba por buen camino, y ahora esto.

Paciencia, es lo más. Y suelo tenerla, no la pierdo nunca. Pero ayer, o esta mañana no es que la haya perdido, más bien me planteo si en realidad alguna vez la he tenido. Salí a las ocho de la mañana, por los pasillos del hospital llorando ante la mirada de mi madre que veía como me alejaba mientras era ella la que tomaba mi relevo. Esta madrugada he tocado fondo junto a su cama.

No pasamos un buen momento. Se ajunta el hambre con las ganas de comer. Creo que lo peor está aún por llegar, y vamos a acabar todos desquiciados. La situación nos supera por momentos. Serán semanas, por no decir meses, complicados. Pero que nadie me vuelva a decir que tengamos paciencia, porque no, ya no lo aguanto.

Odio esa palabra con todas mis fuerzas.
Ahora sí.

Desconecto.
Besos a todos,

Aileon

10 comentarios:

tag dijo...

Siento mucho que estes pasando por unos momentos tan delicados y tan complicados.
No hay palabras de consuelo cuando las situaciones nos desbordan.
Lo unico es pensar que todo pasa, y que la vida es como una noria, va dando vueltas y vueltas, ahora tu estas abajo, pero dentro de poco estaras arriba y volveras a ver el cielo muy cerquita.
Animo.

Un besito

Anónimo dijo...

Buenos dias

Por desgracia es algo que suele pasar siempre,cuando parece que todo va mucho mejor,al final se tiene que torcer todo por algo,solo espero que pronto podais sonreir de nuevo y ya veras como todo volvera a su normalidad

Te mando un fuerte abrazo
Cuidate mucho
Un beso

Marino Baler dijo...

Mucho ánimo en lo que estés pasando.

Un abrazo.

Aileon dijo...

Gracias a todos por vuestros comentarios porque de verdad que necesito sacar fuerza de donde no las tengo. Volvemos como al principio, e incluso peor, y hacemos turnos para poder llevarlo mejor. Voy ahora al hospital, me quedaré toda la noche junto a ella y mañana es la operación.

Gracias!
Se me cuidan.
Besos

el inquilino del bajo dijo...

Ánimo y calma, mucha fuerza guapa. Desde lejos, aquí estoy para lo que pueda.

Aileon dijo...

Inquilino,
Gracias, te lo agradezco.

Ha sido un día muy duro, me voy a la cama.

Cuídate,
Besos ;)

Carma dijo...

Hola encanto!!!
no había podido pasarme por aquí y al leer esto se me ha encogido el corazón. quién esta enferm@? jooo espero que pase todo lo antes posible y que pronto esos ojazos sonrían.
Mucha fuerza, mucho ánimo y toda mi energía positiva!!! muaaaaaaaaaakssssssssss

Anónimo dijo...

Hola Noe,
hacía tiempo que no me pasaba por el blog, y justo ayer, como una premonición, me metí y vaya con lo que me encontré. Ya hablé con tu padre y me lo contó todo, y la verdad es que siento mucho que con todo lo que llevábais con el tema ahora encima haya tenido que pasar esto. No te quiero llamar todavía por no molestar, pero la semana que viene lo hago. Muchos ánimos y fuerzas a toda la familia.
Un besazo,
MC

Aileon dijo...

Gracias carapilla,
No estoy en mi mejor momento porque no como apenas, no duermo y me paso tarde y noche en el hospital, pero bueno hay que hacerlo, todo por quitarle peso a mi madre porque ella lo pasa muy mal. El hecho de ser hija única todo recae en nosotros, y no se puede hacer nada. Mientras yo pueda aunque vaya como un zombi, pues lo haré con tal de no ver a mi madre sufrir porque esto ya le supera.

Cuando la cosa se tranquilice,ya te lo contaré mejor vale guapa?

Espero que todo bien.
Cuídate y gracias, guapa

Aileon dijo...

Buenas Mari Carmen,
Me alegro muchísimo de haber hablado contigo aunque sólo sea unos minutos. No me había dicho nada mi padre, es que estamos todos sin saber en qué día estamos.La semana que viene en cuanto se tranquilice un poco la cosa, ya hablamos tranquilamente y me cuentas qué tal te va, que ya queda menos para vernos!!! Y tengo ganas de ver a las princesitas.

Yo sí es verdad que no estoy bien del todo, pero que no pasa nada. Todo volverá a su normalidad. Tengo suerte dentro de lo que cabe porque en el hospital se portan muy bien con mi abuela (aunque no dejé dormir a ningún enfermo por sus chillidos) y conmigo también. Me dicen que salga, que pasee, pero que no me quede ahí toda la noche, pero yo no puedo irme, porque me voy a sala y la oigo chillar. No puedo.

Ayer me dijo el enfermero:
Se nota que quieres mucho a tu abuela. Y le dije yo: Son las 10 de la noche cuando sean las 7 de la mñn hazme la misma pregunta, ya verás lo que te contesto...

Cuídate mucho
Besitos a todos!!!